Alimentación veraniega

Calor, sed, sudoración que trae como consecuencia la deshidratación, y hasta inapetencia son algunos de los signos de que el verano ya llegó.

Como siempre queremos que este verano sea lo más agradable y llevadero alimentariamente, que evites los excesos para poder mantener el peso que haz logrado, o que alcances tu peso meta con un régimen que se adapte a tus requerimientos, necesidades y gustos. 

A continuación te dejaremos algunos consejos para lograrlo, pero recuerda que si quieres un plan personalizado nos puedes escribir a [email protected]

Para mantener la hidratación: 

  • Asegúrate de tener siempre una botella de agua fría disponible, ya sea en tu cartera, en tu escritorio de la oficina o donde quiera que vayas. Toma al menos 2 litros de agua al día.
  • Come al menos 3 frutas al día: al desayuno, en la colación de media mañana y de media tarde. Si quieres puedes aumentarla a 5 porciones diarias. Elige sobre todos aquellas frutas jugosas que contienen mayor proporción de agua.
  • Siempre y cuando no padezcas diabetes ni insulino-resistencia, prepara jugos de fruta con hielo y poca agua (no le agregues azúcar). También puedes hacer un rico granizado con hielo frappé y fruta.
  • Evita el café, té y mate en exceso. Son diuréticos por excelencia y si no los acompañas de abundante agua luego de su ingesta, te harán perder líquido por la orina provocando deshidratación.
  • Si realizas deporte, sobre todo en horas de mucho calor o si sudas mucho, asegúrate de preparar alguna bebida isotónica casera, o tomar bebidas adicionadas con sales minerales de las que venden en el supermercado.

Mantén el peso que quieres: 

  • Evita el exceso de calorías vacías, principalmente provenientes de bebidas y jugos azucarados, alcohol y sobre todo de las cervezas que en esta época aumenta su consumo. 
  • Procura que tus “picoteos” de fin se semana sean saludables, sin preparaciones fritas ni ricas en sal que aumenten tu peso y la retención de líquidos que nos hace sentir y parecer que tenemos más kilos.
  • Asegúrate de comer al menos 2 platos grandes de verduras al día, donde predominen las hojas verdes. Siempre debes variar los colores para obtener vitaminas y minerales variadas. Recuerda que si comes las cáscaras aumentas también la fibra insoluble.
  • Prefiere los alimentos integrales que te ayudarán a mantener la digestión en óptimas condiciones. Esto reduce la hinchazón abdominal y la sensación de pesadez.
  • Mantén los horarios de comida cada 4 horas, respetando tu tiempo para sentarte a comer sin distracciones. Solo así lograrás sentirte satisfecha hasta la próxima comida.
  • Sal a caminar a paso, andar en bicicleta, a nadar o a jugar en la playa. Además de mantener tu estado físico, liberar tensiones y mantener la circulación, estarás tonificando tus músculos. Te recomendamos hacerlo en la mañana ya te activarás y tendrás energía para el resto del día. Recuerda que no debes exagerar! de a poco, y según tus capacidades puedes ir aumentando la exigencia, no queremos que te lesiones ni te aburras de ejercitarte.
  • En tus salidas a la playa, o de vacaciones, asegúrate de mantener tu alimentación balanceada, evitando los excesos que típicamente ocurren como alcohol, pan y comida rápida. Si te organizas bien no deberías tener problemas para mantener la ingesta adecuada de frutas, verduras y agua.
Fuente: www.nutreduca.cl 

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Instagram

Instagram did not return a 200.

Sígueme!

© Nutreduca 2014 - 2018