La incidencia del ESTRÉS en un régimen alimentario

Bien es sabido que para sentirse bien por fuera es necesario sentirse bien por dentro,  ¿Sabías que el estrés te puede causar hambre y además aumentar tu nivel de grasa corporal?

Cuando estamos sometidos a estrés, el cerebro actúa como si estuviera en peligro físico y libera, ciertas hormonas como el cortisol y adrenalina, las cuales puedes aumentar el apetito y provocar una mayor acumulación de grasa en la zona abdominal. Además, una dieta deficiente pone al cuerpo en estado de estrés físico lo que debilita el sistema inmunológico dejando a la persona más susceptible a enfermedades.

Para eso te dejamos varios consejos que te pueden servir para controlar el estrés y seguir adelante  con un régimen:

1. Lo primero y más importante, ¡Ejercítate!, el ejercicio ayuda al cerebro a sobrellevar mejor el estrés. Las personas activas tienen menores índices de ansiedad y depresión. Comienza con 3 caminatas de 15 minutos por semana.

2. Come lento y despacio, disfruta la comida y pon atención a lo que ingieres, así podrás sentirte saciado antes y comer menos. Recuerda que la masticación aumenta la sensación de saciedad. Aprovecha los horarios de comida para compartir con tu familia, amigos o colegas.

3. No hagas dietas estrictas: Hacer “dietas” constantemente puede elevar los niveles de cortisol hasta en un 18%. Te recomendamos tener tres comidas y dos meriendas saludables al día.

4. Cede un poquito a los antojos: Cuando el estrés te conduce hacia algo dulce o salado, puede ceder un poco. Es mucho mejor disfrutar de un pequeño “antojo” y reducir la respuesta del cortisol. Ahora bien, siempre prefiere, dentro de lo que se pueda, lo más saludable.

5. No a la cafeína: la combinación de cafeína y estrés aumenta aún más el cortisol. En su reemplazo consume aguas de hierbas, mate o algún tipo de té.

6. Toma un buen desayuno: Las deficiencias de vitaminas del complejo B, vitamina C, calcio y magnesio le causan estrés al cuerpo. Incluye alimentos como jugo de narajan, frutillas, pan integral, entre otros.

7. Duerme:Para reducir el estrés, la estrategia más eficaz es dormir. Se recomienda dormir entre 7 a 9 horas diarias.

 

Fuente: Revista Dieta y Belleza 2013, farmacias CruzVerde.

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Instagram

Instagram has returned invalid data.

Sígueme!

© Nutreduca 2014 - 2018